Miercoles 20 de Septiembre de 2017

Arriman pero no bochan

Solo 19 de Abril pudo arrimarse levemente al líder San Lorenzo, en una fecha de muchos empates

Escribe: José Martínez Cayaffa

Como quien no quiere la cosa la temporada del ascenso consumió la mitad de su torneo más importante, ya que permitirá a quien lo obtenga ascender directamente, sin tener que pasar por la incertidumbre de los play off.

Y como ha sido habitual y pese a que no pasó del empate en el partido disputado en el Juan Amaro Icasuriaga, San Lorenzo volvió a ser el gran favorecido en el balance de la séptima ronda del torneo, porque si bien vio reducida en una unidad la ventaja que llevaba, en realidad (excepto 19 de Abril) los demás no supieron aprovechar el reparto de puntos ocurrido en el Prado Español.

Porque los demás equipos que podían haberse puesto a cuatro unidades de los conducidos por Pablo Fernández (La Vascongada y Treinta y Tres) apenas empataron, después de haber estado en desventaja parcial ante rivales que en lo previo aparecían como medianamente accesibles.

Pero la irregularidad casi general (defecto del que solo ha venido mostrándose libre el equipo azulgrana) volvió a hacerse presente en la amenazante tarde del sábado, la que terminó degenerando en una madrugada de copiosas precipitaciones que llevaron a que se suspendieran los partidos programados para el domingo por las divisionales formativas y el Fútbol Infantil.

¿19 DE ABRIL SERÁ EL ENEMIGO?

Como decíamos más arriba, 19 de Abril fue el único participante del torneo que consiguió reacomodarse al cabo de la primera rueda, lo que en cierta medida reactivó las ilusiones cardalenses de responder a las expectativas que el equipo había despertado previo al comienzo, cuando se aseguró el concurso de jugadores experientes y en plena vigencia como Ignacio García y el raquero Rodrigo Solla.

Goles del juvenil Efraín Machín y del siempre combativo Pablo Delgado pautaron la reacción sureña y, coincidentemente, le aplicaron un nuevo y demoledor golpe a un Boquita que en apenas una rueda pasó de ser uno de los candidatos firmes a disputar el ascenso a ocupar una desairada penúltima ubicación, superando solo a Mejoral y a muy distantes nueve puntos del líder San Lorenzo.

Como ha sido habitual, sus divisionales formativas han sido el refugio de las expectativas auriazules. La Sub 17 de los sarandienses se proclamó el sábado como campeón invicta del torneo Apertura de la categoría, reiterando lo muy bien que se trabaja en esa franja de la actividad y haciendo más notoria la diferencia en lo relativo a resultados con la primera división.

ARRIMAN, PERO NO BOCHAN

Los murgueros tampoco debieron quedar muy conformes con el solitario punto conseguido. Las redes rivales siguen siendo un problema complicado para el maestro Jorge Sánchez, al que volvió a salvar esa forma tan particular y combativa conque encara el fútbol Álvaro Ferreira, quien no es la primera vez que aparece para rescatar a su equipo de la derrota.

Con sus limitaciones conocidas y asumidas Peñarol volvió a convertirse en un rival muy duro de doblegar y llegó a estar en ventaja por varios minutos gracias al gol anotado por Ariel Maltez. Lo cierto que el decano sigue sumando actuaciones dignas para sus posibilidades y apenas es superado por una unidad por equipos que arrancaron como para ser protagonistas, caso su rival del pasado sábado, Mendoza y Treinta y Tres.

Justamente, los de Mendoza Chico fueron otro equipo que en la previa aparecía con buenas posibilidades de sumar de a tres y debieron conformarse con un magro empate.

El reconocido temperamento colectivo de Mejoral sumado a la efectividad de un Carlos Colombo convertido en una especie de Llanero Solitario del gol para el equipo que constituye la otra pasión futbolística de 25 de Mayo fueron un escollo insalvable para el conjunto de Julio Tarrech, que debió luchar lo suyo para llegar al empate por intermedio de Leonardo Martínez.

Comentarios

comentarios

Noticias relacionadas